La leyenda del Colibrí es una hermosa reflexión de la muerte y el corazón. Cuenta la leyenda que los colibríes fueron creados por los dioses con una misión muy importante. Los colibríes son criaturas hermosas. Son bellos ligeros y tan sutiles que casi pasan desapercibidos, además de su espectacular colorido, que con todas esas cualidades no es de extrañar que sea una de las aves que más admiración generan entre grandes y pequeños.

La Quincha, leyenda de los indios Muzos


Esta ave ha sido muy apreciada desde los indigenas muzos, mayas y mexicas, quienes los consideran el mensajero de los dioses por su agilidad para volar.
Sus plumas son tan frágiles y ligeras, que el colibrí puede acercarse, a las flores más delicadamente mover un solo pétalo. Su corazón alcanza hasta los 1200 latidos por minuto y sus alas se baten hasta 90 veces.

La leyenda del colibrí
La leyenda del colibrí

Además es el único ave que puede volar hacia atrás y solo el se suspende en el aire. Nuestros antepasados relacionaban el colibrí con el equilibrio de la naturaleza, gracias a su largo pico, que le permite beber el néctar de las flores inaccesible para muchas aves.


Sin su polinizacion muchas especies de plantas y animales desaparecería y a la humanidad le faltaría alimento.
Los muzos más viejos y sabios tienen una preciosa leyenda sobre el colibrí o Quincha. Para ellos, sus plumas eran mágicas, tan bellas como la más bella de las esmeraldas (la gota de aceite).

La Quincha, leyenda de los indios Muzos

Cuentan los descendientes de los indígenas Muzos que el dios Are tomó masa de maiz para crear a Fura y a Tena, padres de todos los hombres sobre la faz de la tierra y a todas las cosas en la Tierra el cielo y el agua, al hacerlo, a cada animal, a cada árbol y a cada parte de la tierra se le determinó una misión. Pero cuando ya habían terminado, notaron que no había nadie encargado de llevar las buenas noticias, los buenos deseos y pensamientos de un lugar a otro.

Como ya no tenían masa de maíz para hacer otro animal, tomaron una esmerada gota de aceite, según unos, y según otros, una piedra de jade, y con ella tallaron un pequeño dardo o flecha muy pequeña. Cuando estuvo listo, el dios Are sopló sobre el pequeño dardo o flecha y este salió volando. Ahora tenía vida y era la más pequeña y bella de las aves de la creacion, el dios Are había creado la Quincha o “x ts’unu um”, o Colibrí.


Su plumaje eran tan delicado, que la pequeña ave podía acercarse a las flores más delicadas para alimentarse de ellas por esto la llamaron Quincha que en lengua caribe significa ave que besa la flor, sus plumas brillaban bajo el sol como gotas de lluvia y reflejaban todos los colores.
Entonces los hombres trataro de atrapar a esa hermosa ave para adornarse con sus plumas, los dioses al verlo, se enojaron y dijeron: “si alguien osa atrapar algún colibrí, este recibirá un castigo o la muerte. Por eso es que nadie ha visto alguna vez a un colibrí en una jaula, ni tampoco en la mano de un hombre.


El dios Are le dio la serranía de las Quinchas por hábitat, para que viviera sin ser molestada por hombre o animal alguno, también le destino un misión muy especia: la Quincha o Colibrí tendría que avisar a los hombres cuando van a ser sorprendidos en sus casas con una visita muy especial y que va a llenar de alegría la casa. De esta forma, dicen nuestros antepasados muzos, que si a tu casa entra una Quincha o Colibrí es que alguien que amas y quieres con todo tu corazón pronto llegará a tu casa.

Es por esta razón que cuando entra una Quincha o Colibrí a la casa de los descendientes de los muzos, hay alegría y con gran alegría se preparan alimentos especiales para recibir la anhelada visita.

El significado místico del Colibrí


Esta ave era la encargada de llevar a cabo el encargo de los dioses de transmitir buenos pensamientos entre los hombres e incluso de los muertos.
El Colibrí lleva de un lugar a otro, los pensamientos y deseos de los hombres y no solo de los vivos, también de las almas de nuestros seres queridos del mas allá, ya que el único ser, según decían los mesoamericanos, que nunca moría y podía entrar y salir del inframundo o Mictlán.

El significado místico del Colibrí
El significado místico del Colibrí


Los aztecas o mexicas, reconocían a los colibríes como aguerridos y valientes guerreros, ya que con su diminuto tamaño poseen agilidad inigualable y saben hacia que rumbo dirigirse para encontrar su objetivo, haciéndolo con rapidez, certeza y precisión. Fue símbolo de su principal Dios.
Huitzilopochtli, “Colibrí Zurdo del Sur”, deidad del sol y la guerra, que guió a los venidos de Aztlan, hacia el lugar donde se fundara Tenochtitlan. Colibrí significa Huitzilin en náhuatl, “siempre en movimiento como nuestro corazón”, y opochtli, se traduce como lado izquierdo, hay gente que opina, que es una metáfora que alude a nuestro corazón.

Los seis rumbos del universo
Los seis rumbos del universo

Los seis rumbos del universo


Huitzilopochtli, colibrí del sur y guía de la peregrinación mexicana. El sufijo opochtli, al final de su nombre, se refiere al “alter ego”, el “otro yo” que en la mitología era conocido como nahual. El colibrí era su nahual.
La leyenda del Colibrí dice que puede volar hacia los seis rumbos del universo, por lo que, por lo que se le relaciona con la fuerza de voluntad que nos dirige hacia el rumbo que el corazón quiera llevar nuestro destino.
Quetzal, el ave sagrada más bella de América y del mundo.

La fábula del colibrí

Otra de las leyendas de esta hermosa ave que nos hace pensar y reflexionar sobre el comportamiento del ser humano, es esta fábula o leyenda. La parábola del Colibrí y el incendio, también conocida como “la fábula del Colibrí”, que se le atribuye a Herbert José “Betinho” de Souza, (1935-1997).Es una pequeña historia que nos hace reflexionar y darnos cuenta, que cualquier país, o persona puede ser mejor si todos colaboramos y aportamos nuestro granito de arena.

La fábula del colibrí
La fábula del colibrí

En qué consiste la fábula

Había un bosque donde vivian toda clase de animales. De repente se desató un gran incendio, sin saber porqué, y todos los animales del bosque salieron huyendo despavoridos, todos, menos un Colibrí, que se fué a un lago que había enmedio del bosque, mojaba sus altas y copia agua con su pico, y volaba sobre el bosque en llamas y dejaba caer unas gotitas de agua, tratando de apagar el fuego, y volvía al lago y volvía a mojar sus alitas y a coger agua con su pico, y volaba sobre el bosque en llamas y volvia a dejar caer unas gotas de agua y así sucesivamente, todos los animales miraban al Colibrí asombrados, pensando, que que demonios hacia yendo hacía el fuego.

En qué consiste la fábula
En qué consiste la fábula

Hasta que uno de los animales que huía le preguntó: ¿donde vas?, ¿estas loco?, tenemos que huir del fuego, no ves que te vas a quemar y no servirá de nada?. El Colibrí se volvió y le contestó: Es posible, pero yo cumplo con mi parte, este bosque me lo ha dado todo, mi familia, mi felicidad y le tengo tanta lealtad, que no me importa morir, pero voy a tratar de salvarlo. Fue al lago otra vez y mojó sus alitas y volvió a coger agua con su pico, y volvió a revolotear sobre el bosque dejando caer unas gotitas de agua.

Los dioses, comparecidos de el, dejaron caer una gran tormenta que apagó el fuego. Con lo que el bosque reverdeció y todos los animalitos regresaron a él.Deberíamos todos, todos los dias, dejar caer unas gotas de de ese agua, de ese sudor del trabajo y hacer nuestra parte, como el pequeño Colibrí. Si así lo hiciésemos todos, el país y el mundo nos lo agradecería y Dios nos bendeceria.No es poco que cada uno haga su parte, una piedra arrojada al centro del lago, en poco modifica, pero sus hondas llegan a todos lados….

Todas estas leyendas, fabulas o como queramos llamarlas, siempre nos hacen pensar y reflexionar, y van pasando de generación en generación, dejándonos una enseñanza, hay otra leyenda que se le atribuye a esta bella y hermosa ave, que creo que es una de las mas conocidas en México, y que este pequeño animal está relacionado con la vida y la muerte.Según la leyenda cuenta que, cuando un ser humano, le llega la hora de la muerte, su alma se desprende de su cuerpo y vuela libremente hasta posarse en una flor.

Allí, escondida y a salvo, espera, viendo pasar los días y las noches, protegida por los pétalos que la resguardan del viento, del frio y del calor. Dicen que en la flor, el alma se purifica, se perfuma y se conecta con la tierra que la ha visto nacer. Pero un día llega a ella un pequeño Colibrí y la descubre entre los petalos. Si es elegida y le ha llegado el momento, la recoge y la lleva sobre su cuerpo volando hacia el paraíso.

Por esta razón dicen que los colibríes saltan de flor en flor y se alejan volando rápidamente hasta perderse entre las nubes.Una emotiva leyenda que te ayudará si te estas enfrentando a una pérdida o algún momento doloroso en la vida, porque te da esa calma que muchos necesitan en ese momento.

He aquí una pequeña vivencia, de como la leyenda del Colibrí, puede ayudar, a superar, momentos dolorosos de la perdida de un ser amado:Vivíamos en el campo con mi esposa, a causa de una enfermedad degenerativa que le habían diagnosticado hacía ya unos meses, ella se iba debilitando poco a poco, pero no dejaba de sonreír, me veía y los ojitos le brillaban, yo jamás dejé de verla hermosa, a pesar de que bajó mucho de peso, su piel se tornó pálida y las ojeras se adueñaron de su rostro.

Un jueves por la mañana me despertó el aroma a café recién hecho, ella no estaba en la cama, así que fui a buscarla, tampoco estaba en la cocina, pero por la ventana la alcance a ver en el jardín, estaba de rodillas, y la veía plantar algo, aunque no alcanzaba a ver que era, serví dos tazas de café y fui por ella.

Me acerqué a ella y estaba plantando muchas flores hermosas, me agaché y la besé, – buenos días mi amor – dije, -buenos días guapo – respondió con el rostro iluminado con una sonrisa de oreja a oreja, -¿Qué hace mi bella esposa- pregunté, -Te lleno el jardín de Durantas y Geranios- respondió, -Están hermosas mi amor, gracias por tan lindo detalle, pero ¿Por qué éstas en específico?-, -Son dos de las flores favoritas de los colibríes, mi amor, y quiero que el jardín este lleno de colibríes- me dijo sonriendo aún más.

Sonreí al verla tan feliz, se notaba su fatiga, -Mi amor deberías descansar, tanto esfuerzo no te hace bien- advertí, -No mi amor, estoy bien, ya no me queda mucho tiempo, pronto me iré- dijo mientras se le cortaba la voz, -No digas eso, vas a estar conmigo por muchos años y seremos tan felices como hasta ahora- respondí muy seguro.

Cuando me haya ido vendré a verte en forma de colibrí, lo he soñado, por eso necesito que hayan muchas Durantas y Geranios- dijo, no pude evitarlo y empecé a llorar al ver su seguridad, me senté a su lado y con lágrimas en los ojos, le supliqué que fuera fuerte, que no me dejara solo, que luchara, ella secó mis lágrimas me dio un beso y me dijo: -Te amo y nunca voy a irme-.

Los días pasaron y ella cuidaba con tanto amor el jardín, pero cada vez se veía más cansada, más agotada, con el paso de los días ya no podía salir al jardín, lo veía desde la ventana del cuarto, y bastante triste me decía: -¿Por qué no ha llegado ningún colibrí?

– Esperó días enteros por uno pero no apareció ninguno, un sábado por la mañana se levantó, se bañó, se arregló muy bonito, se puso un vestido rojo con el que se veía preciosa, soltó su cabello, puso labial rojo, en verdad se veía perfecta, me quedé inmóvil cuando la vi, la amaba tanto, me preparó la cena, cenamos juntos, río a carcajadas estaba llena de vida, subamos a la habitación, hicimos el amor como nunca, me repitió muchas veces que me amaba, le dije cuanto la amaba, se recostó en mi regazo y nos quedamos dormidos, así abrazados.

A la mañana siguiente, intenté despertarla con un beso, pero no pude, ella había muerto, sacó fuerzas de donde no tenía, para dejarme lleno de su amor, lloré, grité, con ella en mis brazos, pero no abrió sus hermosos ojitos café, la vestí, y llamé al médico, al salir a recibir al médico, me quedé helado, el jardín estaba lleno de colibríes.Corrí al jardín y todos se alejaron excepto uno, ese posó en mi hombro y se quedó ahí, sonreí y con los ojos llenos de lágrimas…-Hola mi amor- dije.

Si alguna vez has tenido la oportunidad de ver un colibrí frente a ti, seguramente, sabrás que son de las aves más hermosas del mundo. Aunque son consideradas las mas pequeñas, su velocidad de vuelo y su llamativo plumaje deslumbran cada vez que se les ve volar o posarse en una flor.

Por su colorido y belleza, el Colibrí o picaflor ha inspirado diferentes historias y leyendas, que han seguido vivas hasta nuestros días, de hecho, para algunas culturas, eran o es un ser mágico y divino.Uno de estos relatos cambiara tu concepto sobre la vida y la muerte..

Por Edelweiss

Edelweiss te cuenta las crónicas de sociedad y sus diferentes movimientos y comportamiento social

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies