Cuenta es una provincia de la Comunidad de la Mancha, cuenta con una población de 197.222 habitantes, de los que aproximadamente el 28% viven en la capital.
Cuenca es una de las ciudades, más originales y atractivas del planeta. Es una tierra prometida para la imaginación y la creatividad.


Siempre inverosímil y asombrosa.
Es una ciudad arraigada en las montañas de la zona centro-este de España. Originalmente fundada por los árabes, sigue conservando el recinto histórico amurallado, con sus empinadas calles empedradas y sus ruinas de castillos medievales. Sujetos a la pared de zona calcárea las famosas y bien conservadas “Casas colgadas” “casas colgantes” . Estas construcciones voladizas dan impresión de estar agarrados a los riscos del desfiladero del rio Huecar.
El caso antiguo se asienta sobre el espolón que ciñe las hoces de los ríos Júcar y Húecar.

La maravillosa provincia y ciudad de Cuenca
La maravillosa provincia y ciudad de Cuenca


Esta rodeada de un espectacular paisaje natural de pinos y agua, de álamos y roca, que se entremezclan y funden con el entramado de la ciudad. Este es un mosaico de callejas, cuestas y plazas donde conviven grandes monumentos con muestra de una audaz arquitectura popular que desafían al vértigo asomándose a los abismos.


Cuenca es una ciudad para reposar, no de visita apresurada. Una ciudad para ver por dentro, paseando por sus calles, entrando en sus rincones monumentales y contemplar desde fuera, desde el otro lado del Júcar, para verla bañada por el sol o iluminada por la noche. Para ver las construcciones del hombre y las de la naturaleza.

Para descubrir escondidos y secretos callejones, fachadas y callejeras o para que invada la imponencia de su Catedral o sumergirse de lleno en la envoltura de monumentos de la Plaza Mayor, para la historia del Arte.
La ciudad que se asoma al Júcar colgada desde la pared que la sustenta es merecidamente Patrimonio de la Humanidad.

PATRIMONIO MUNDIAL DE LA HUMANIDAD

La ciudad histórica fortificada de Cuenca, fue declarado en 1996, Patrimonio de la Humanidad, rodeada de un magnífico entorno natural, la ciudad fortificada de Cuenca fue incluida en la lista del Patrimonio Mundial, como una ciudad medieval fortificada excelentemente conservada. Las circunstancias propiciaron que hace más de cinco siglos, lo que hoy se considera un monumento fascinante, surgiera casi por necesidad.

Para contemplar nuestra ciudad, nada como acercarnos al puente de S. Pablo. Construido en hierro sobre el río Húecar, nos regala unas vistas preciosas e incomparables de esta joya conquense y nos deja algo claro, que queremos mas, además nos invita con una fuerza irresistible a cruzar ese puente y conocer la belleza que esconde el casco antiguo de la ciudad. La historia de esta ciudad, que se ha desarrollado sobre un escarpado, está ubicada entre las las hoces del Júcar y el Húecar, comienza en el siglo IX cuando los árabes levantaron una alcazaba, alrededor de la cual nació una ciudad medieval, perteneciente al califato de Córdoba.

Tras sucesivas alternativas entre árabes y cristianos, la ciudad fue reconquistada en el 1177 por Alfonso VIII, quien le otorgó un fuero propio. Como en otras ciudades castellanas, en Cuenca convivieron en esa época judíos, mudéjares y cristianos. El corazón de la ciudad lo constituye la plaza Mayor, de forma trapezoidal, en ella se alzan la Catedral y el Palacio Episcopal, en el que hoy se ubica el Museo de Arte Sacro, el Ayuntamiento, de estilo barroco, con sus tres arcos de medio punto, se yergue elegante y altivo, construido durante el reinado de Carlos III, y el convento de las Petras, del Siglo XVI.

La Catedral aún inacabada, fue la primera Catedral gótica de España. Se construyó sobre la antigua mezquita árabe. Del siglo XII data la capilla Mayor y la Torre Linterna, en estilo gótico normando. En estilo gótico tardío se concluyeron la fachada y la nave de los Reyes o nave principal, al mismo tiempo que los cuatro ábsides de la girola se transformaron en las actuales cuatro capillas radiales. En este templo singular, cuya arquitectura no creo escuela, destacan las extraordinarias rejerias, las puertas de entrada a la sala Capitular, obra de Berruguete, y el Altar Mayor, conocido como Trsnsparente, que se atribuye a Ventura Rodríguez.

Detrás del Ayuntamiento y la Catedral, se sitúa el casco histórico de la ciudad, formado por callejones flanqueado por casas estrechas o palacetes blasonados, algunos de los cuales se asoman a las hoces del Júcar y el Húecar. Allí se localiza la iglesia de S. Pedro, de planta octogonal por fuera y circular en su interior, que fue la primera parroquia de Cuenca. Cerca de esta iglesia se observan los restos del foro y del Castillo ordenado edificar por los Reyes Católicos. Paralela a la calle de S. Pedro se encuentra la Ronda del Júcar, por donde se arrojaba a los condenados.

El simbolo de Cuenca son las ” Casas Colgadas “, con sus suelos de madera y sus tejados en voladizo que datan del siglo XIV. Literalmente colgadas sobre el acantilado que forman la hoz del Húecar, se apilan una sobre otra de tal manera que hasta hace muy poco tiempo sobre el tejado de una casa podían verse caballos o vacas que se encontraban en cuadra de la casa superior.

Hoy están rehabilitadas y en una de ellas se encuentra el Museo Español de Arte Abstracto, que exhibe de forma permanente una colección de pinturas y esculturas de artistas españoles de la generación abstracta de los años 50 y 60 que configuraron algunas de las tendencias más significativas del arte en España a mediados del siglo XX. El museo Fundación de Antonio Pérez es otro de los lugares imprescindibles con obras repartidas por más de 30 salas, un largo recorrido por el informal arte Pop. D

esde Andy Warhol al propio Antonio Pérez, pasando por Canogar y Chillida, Millares y Equipo Crónica. Si visitas Cuenca no puedes perderte además el Museo de Paleontologia y el Museo de Ciencias. El primero alberga fondos procedentes de las intervenciones paleontológicas en los yacimientos conquenses de las Hoyas ( cretácico inferior de la Cierva) y lo Hueco ( cretácico superior de Fuentes). El Museo de las Ciencias tiene entre sus instalaciones permanente un planetario y un recorrido por la historia de la Astronomía, desde las primeras civilizaciones, usando personajes clave de la Ciencia.

Entre las Casas Colgadas o colgantes y el Ayuntamiento se alza el barrio de S. Martin que nos regala algunas de esas fachadas con los colores tan típicos y auténticos de Cuenca, pero la verdadera sorpresa la esconden esas mismas casas que por un lado dan sobre el barranco tienen hasta doce pisos y las convierten en los primeros rascacielos de la historia, mientras que estos se convierten solo cuatro a nivel de la calle, resulta que para compensar la desigualdad del terreno, fueron levantados en algunos casos hasta 12 pisos.

Desde el Barrio de S. Martin podemos comprobar esta hazaña y maravilla de la arquitectura de la época medieval. Junto a este barrio se ubica el bello conjunto barroco formado por el Convento de la Merced y el Seminario Conciliar de S. Julián. La Torre Mangana ocupa el lugar de la antigua alcazaba árabe, a cuyos pies se extiende la Judería, rodeada de una muralla. Es todo el conjunto de la ciudad, lo que da singularidad a esta ciudad histórica que ha sabido conservar casi íntegramente su planificación medieval

Y seguimos con sus monumentos:

Las Casas Colgadas o colgantes:Son el símbolo de la Ciudad. Realizadas en mampostería con sillares en las esquinas y asentadas en ménsulas, se asoman al río desde sus balcones de madera voladizos sobre el acantilado. De esta joya de la arquitectura popular popular, solo tres son las visitables: la Casa de la Sirena, que aloja un mesón, la Casa del Rey, que acoge el Museo de Arte Abstracto Español. Y no hay cosa que más moleste a un conquense, que cuando se habla de su monumento más querido y digan que bonitas las Casas “Colgantes”. Aunque siempre hay algún cachondo que te de una respuesta como: para colgantes tus huevos, así es que cuidado con las palabras.

Plaza Mayor:Es una de las mas bonitas y monumentales de la ciudad. Es el centro neurálgico de la parte alta, un lugar perfecto para hacer un descanso en sus múltiples terrazas.Los rascacielos del Barrio de S. Martin fueron considerados durante la Edad Media como los edificios mas altos de Europa. Es curioso pensar que cuando Nueva York empezó a construir su primer rascacielos, en Cuenca llevaban siglos conviviendo con ellos.Puente de S. Pablo:Se situa sobre la hoz del Húecar. Entre 1533 y 1589 se construyó un puente de piedra, que acabo desplomandose con el paso del tiempo.

En 1902, se construyo el actual, de hierro by madera según las tendencias arquitectónicas de la época. Desde este puente se observan las vistas más típicas de las Casas Colgadas..Convento de S. Pablo:El convento de S. Pablo, de la orden de los Dominicos, se encuentra fuera del casco urbano, en un paraje de una gran belleza natural, puesto que de encarama en un promontorio sobre la hoz del Húecar a bastante altura sobre el cauce del rio y dando frente a las Casas Colgadas. Los artífices de la iglesia fueron los hermanos Juan y Pedro de Alviz en el siglo XVI, siguiendo una estructura gótica y una decoración renacentista.

Las ruinas del Castillo:En la calle Trabuco, muy cerca de la plaza homónima, se pueden ver las ruinas del antiguo Castillo del siglo XIII, del que se conserva parte de la muralla y sus torres. Forma parte también de estas ruinas el Arco de Bezudo, una de las antiguas puertas de entrada a la ciudad amurallada. Bajando por el barrio del Castillo, fijate en los ojos que te miran, en los montes que pasan por la derecha, son los “Ojos de la Mora”, y se hace referencia a una leyenda, sobre una historia de amor, entre una joven mora y un soldado cristiano.

Los túneles de la calle Alfonso VIII:Los túneles de la calle Alfonso VIII, tienen un recorrido de 90 mts, por debajo del casco antiguo de Cuenca. Han sido abiertos al público recientemente, para lo que se han iluminado y se ha instalado un suelo de madera. Se cree que estos túneles se utilizaban como almacenes subterráneos y como refugio en la Guerra Civil.Callejones de las Majadas:Los callejones se han formado por la continua erosión de las rocas calizas provocada por el agua y el viento.

Dejando este paisaje Cárstico que la imaginación ha hecho que podamos ver todo tipo de figuras, como arcos, puentes, puertas, formas humanas y de animales. Monumento Natural de las Lagunas de Cañada de Hoyo:Se trata de un conjunto de lagunas de distintos tamaños y colores.Estas Lagunas son en realidad torcas de origen Kárstico. El monumento esta formado por 7 lagunas permanentes y 4 torcas, cada una tiene un nombre diferente.

La curiosidad es que cada una tiene un color distinto, debido a la salinidad de la zona y de las bacterias que contiene, que hace incluso que en algunos momentos del año se vuelva rosa.Segóbriga:Muy cerca del pueblo de Saelices, encontramos el yacimiento arqueológico romano mejir conservado de la provincia de Cuenca. Además del foro, las termas, el Coliseo y la basílica, destaca su buen estado el teatro….

LA OTRA CUENCA

Callejeando pasamos a desentrañar su lado más oculto y el más desconocido, el que se encuentra en rincones como la Torre de la Mangana, que data del siglo XVI, levantada en la época medieval y por la que sabemos que ha tenido múltiples y variadas funciones a lo largo de su historia; desde vigía de una antigua sinagoga; construida sobre una antiguo alcázar árabe, a torre de la iglesia cristiana de Sta Maria, pasando incluso por una catapulta. Eso sin olvidar, que es el simbolo municipal y guardesa del monumento a la Constitución.

A 25 kms de Cuenca nos encontramos con una parada obligatoria en el Ventano del Diablo, se trata de un mirador natural en forma de cueva, con unas vistas increíbles a la caída del río Júcar y su imponente barranco. Según cuenta la leyenda, este fue el lugar donde escogió el mismísimo diablo para llevar a cabo sus brujerias, y todo el que osada acercarse para vigilar en que andaba liado, acababa despeñado por el barranco o ladera.Un poco más al sur podemos llegar a uno de los lugares más inspiradores de toda la provincia la Ciudad Encantada, donde la naturaleza puede ser la mejor artista.

En pleno Parque de la Serranía de Cuenca, donde encontramos curiosas formaciones rocosas que la erosión Kárstica ha provocado en la piedra caliza, un mundo donde dar rienda suelta a la imaginación, mientras se recorren sus tres kms de sendero natural.Llega el turno de otro de los reclamos de este paisaje maravilloso y natural de Cuenca, el Nacimiento del Río Cuervo, no es difícil dejarse sorprender por sus saltos de agua y contemplar la increíble postal que nos regala. El sonido del agua lo llena todo y se suceden cascadas de manantiales, paredes de piedra tapizadas de musgo, pozas transparentes.

Al final en una silenciosa gruta y junto a una roca el agua brota a corros, es ahí donde nace el Cuervo. Un paraje de ensueño de una belleza difícil de igualar, este mágico lugar, no solo cuenta con el Nacimiento del Río en si, si no que contamos con otro entorno natural para los amantes del senderismo, que parte desde este mismo punto, las variedades de especies vegetales y animales que pueblan la zona es otro de los reclamos.

Como también lo es la última parada de vuelta a Cuenca, la Rutas de las Caras, otro ejemplo de arte de nuestra naturaleza que forman una preciosa continuación, hasta 18 esculturas o caras y bajorrelieves esculpidos en roca del Pantano de Buendia que dan forma a este museo al aire libre, en el que han intervenido numerosos artistas. La obra en sí es de los artistas, Jorge Maldonado y Eulogio Reguillo, que han conseguido arrancar de la piedra arenisca unos rostros de cuentoque cautivan a todo el que se hacerca, utilizando de forma artesanal, solo piquetas, martillos y canceles.

Desde Krishna, Dios hindú, a la llamada Cara de la Muerte, la Monja o Maitreya, las representaciones son variadas, peculiares y miden de 1 a 18 mts de altura.La provincia de Cuenca posee una belleza extraordinaria con pueblos como Belmonte y su imponente Castillo, una edificación de 1400, que conserva detalles mudéjares y góticos de S. Nicolás de Bari, las casas blasonadas y la de la Inquisición. Si eres amante de la naturaleza no puedes dejar de perderte por el Parque Natural de la Serranía de Cuenca y el Parque Cinético de el Osquillo.

En el primero es imprescindible visitar la Ciuada Encantada declarada Sitio Natural de Interés Natural. En el Parque Cinético de el Osquillo se crisn especies para la caza sostenible, y que nos permite ver en su entorno osos, lobos, cabras montesas, ciervos, gamos, corzos y jabalíes.Vamos a hacer un recorrido por esos pueblos de la Serranía de la Alcarria conquense y de la Mancha:Alarcón:Este pequeño pueblo que tuvo mucha importancia en la Edad Media conserva su recinto amurallado casi en su totalidad, incluido su Castillo, hoy Parador Nacional.

Además de su ubicación sobre las abruptas gargantas del rio Júcar, resulta ideal para practicar senderismo y deportes de aventura. S. Clemente:Una de las cabezas de partido de la provincia de Cuenca que no podía faltar es S. Clemente. Su casco antiguo es uno de los más bonitos de la zona, gracias a sus palacios renacentistas, conventos, tirre vieja, incluso su Arco Romano. Un conjunto que es la joya más destacable del renacimiento manchego. Mota del Cuervo:No podemos olvidar dentro del paisaje manchego a los omnipotentes molinos de Viento y si hay una población que pueda presumir de ellos es Mota del Cuervo.

Situado en lo alto de un cerro encontramos este conjunto de molinos, que cuentan con unas vistas privilegiadas por lo que es llamado el “Balcón de la Mancha “.Huete:En plena Alcarria conquense encontramos esta población, una de las mas antiguas de la provincia. Desde lo alto de su Castillo de Luna se vislumbra esta población formada por un sin fín de palacios y casas señoriales, cuyo mayor tesoro es el Monasterio de Sta Maria de la Merced, que alberga el Ayuntamiento y el Museo de Arte Contemporáneo Florencio de la Fuente.

El Provencio:Donde el arte urbano y el Cómic campa a sus anchas. Esta población junto al río Záncara, encontramos una de las rutas muralistas más importantes de Cuenca, y porque no de España. Uclés:Continuamos con las maravillas conquenses, con el Escorial de la Mancha, nombre por el que se conoce este Monasterio del siglo XVI, situado junto a las ruinas de un castillo del siglo IX. Su pasado como hospital de campaña y cárcel, después de la guerra civil, no le ha quitado ni un ápice de la belleza que encierra su interio.

Priego:Otro de los pueblos que atesora un rico patrimonio es Priego, aquí encontramos el Palacio de los Condes, de estilo renacentista, el Torreon de Despeñaperros y la Iglesia gótica de S. Nicolás de Bari, ademas de algunas más macabras, como la Casa de la Inquisición. Enguídanos:A orillas del río Cabriel, encontramos este municipio de la Serranía de Cuenca, que goza de un precioso entorno natural donde realizar actividades al aire libre, como senderismo, Barranquilla y rafting. Los embalses y pantanos que le rodean en verano se convierten en unas estupendas piscinas naturales….

Villanueva de la Jara:Otro de los pueblos de la provincia que merecen mención, por su impresionante patrimonio. Santa Teresa de Jesús dejó una huella imborrable en la villa, en forma de Iglesias y conventos. Además destaca una plaza Mayor, una de las mas bonitas de la comarca…Belmonte:Con su Castillo, uno de los mejores conservados de la provincia, ha servido como escenario de muchas películas, en el que hoy se realizan torneos de Combate Medieval.

Dentro de la población destaca la Colegiata de S. Bartolomé de estilo gótico y en cuya construcción participaron los más importantes artesanos de la época. Buendia:Otro de lis pueblos de gran interés de la provincia, desde su plaza Mayor, su museo del carro, o darte un chapuzas en su pantano, lo que le ha dado fama en los últimos tiempos es su curiosa ruta de las caras talladas en piedra, que se encuentran cercanas al Pantano de Buendia.

Por Edelweiss

Edelweiss te cuenta las crónicas de sociedad y sus diferentes movimientos y comportamiento social

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies