Gobierno de Sánchez incompetente

¿A qué nos suena esto? Cuando la autorización del Congreso comprenda la suspensión del artículo diecinueve de la Constitución

El fraude de ley del toque de queda,
¿A qué nos suena esto? “Cuando la del Congreso comprenda la suspensión del artículo diecinueve de la Constitución, la autoridad gubernativa podrá prohibir la circulación de personas y vehículos en las horas y lugares que se determine, y exigir a quienes se desplacen de un lugar a otro que acrediten su identidad, señalándoles el itinerario a seguir”.

El fraude de la ley del toque de queda
El fraude de ley del toque de queda


Se trata de la redacción del artículo 20 de la Ley Orgánica 4/1981, de 1 de junio, de los estados de alarma, excepción y sitio.
¿A qué refiere el precepto citado en el mismo? ¿Qué expresa el artículo 19 de la Constitución Española? “Los españoles tienen derecho a elegir libremente su residencia y a circular por el territorio nacional”.


¡Anda! Qué sorpresa, al parecer, el artículo 20 de la ley 4/1981, que regula precisamente el Estado de Excepción, no así el Estado de Alarma, establece que la suspensión de la libertad circulatoria prevista y reconocida como derecho fundamental en el artículo 19 de la Constitución Española, le permitirá al Gobierno prohibir la circulación de las personas.


Hoy, 28 de octubre de 2020, vemos cómo el Gobierno ‘recula’ en la implementación generalizada de un toque de queda, mientras que mantiene el Estado de Alarma y deja en manos de cada Comunidad Autónoma la disposición por la que se pudiere ejecutar dicha suspensión de la libertad circulatoria garantizada como derecho fundamental a todo español, ciudadano y ser humano, por el hecho de serlo.


Esa es, junto al intento de promulgar un toque de queda generalizado en todo el territorio español con causa en un Estado de Alarma, la aberración más notoria del ejecutivo de estos últimos días. Y es que, nunca jamás, la competencia de un derecho fundamental puede ser delegada en una “autoridad competente” “autoridad delegada” o la suma de estas dos últimas.
¿Por qué actúa así el gobierno? ¿Cuál es el problema de llevar a cabo un toque de queda bajo un estado de excepción o sitio?

Ahí viene la pantomima: La asimilación de la noticia por parte del pueblo de verse inmerso en un estado que explícitamente puede conllevar la supresión de derechos fundamentales, pierde inmediatamente la legitimidad democrática.Dada la posible pérdida de apoyo popular, ¿Qué hace el gobierno más populista de la historia de España? Decretar nuevamente un estado de alarma, cuyo nombre ya suena a algo conocido. Eso sí, con las medidas propias de un estado de excepción. Es decir, en pleno fraude de ley. APLAUSOS.

Por Jen

Politóloga y derecho administrativo, la visión más técnica de la vida política y las consecuencias

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies